Logo Mondo Turf
Youtube Mondo Facebook Mondo Instagram Mondo Twitter Mondo

Mantenimiento

 

Con el paso del tiempo y el uso intenso al que se ven sometidas las instalaciones de césped artificial para fútbol, éstas ven alteradas sus propiedades. Con el fin de devolver al terreno de juego las condiciones técnicas para las que fue concebido, deben realizarse una serie de labores de mantenimiento.

MANTENIMIENTO REGULAR

Debe ser realizado por el propietario o gestor de la instalación con medios y personal propios de forma sencilla
y periódica.

RIEGO FRECUENTE

  • Como medio para mantener la superficie limpia de restos de tierra, contaminación, etc.
  • Como medio para mantener el flujo de agua en el sistema de saneamiento.
  • En los meses más calurosos, previo a su uso, para reducir su temperatura y el nivel de abrasión.

PREVENCIÓN, NO ENSUCIAR PARA NO LIMPIAR
Dotación de papeleras, limpia botas, restringir accesos, etc. como medio para mantener la superficie limpia de restos orgánicos, cáscaras de frutos secos, pequeños papeles, etc.

CEPILLADO
Cepillar el campo transversalmente es el modo más efectivo para mantener el terreno de juego en las mejores condiciones técnico-deportivas.
Para mantener los rellenos correctamente distribuidos en todo el terreno de juego.
Evita la compactación del granulado de caucho.

MANTENIMIENTO ESPECÍFICO

Debe ser realizado anualmente por personal con una cualificación técnica específica y con medios técnicos
apropiados.

LIMPIEZA DE LA SUPERFICIE

  • Aplicación de cepillo barredor rotatorio para eliminar de la superficie de juego aquellos elementos como cáscaras de frutos secos, cigarrillos, pequeños papeles, etc.
  • Aplicación de aspirador de micropartículas con cepillo barredor rotatorio con sentido contrario para separar los residuos a través de tamices vibrantes y aspirar los microorganismos con una turbina integrada.
  • Posteriormente, filtran y devuelven el granulado de caucho limpio, redistribuyéndolo y realizando un cepillado suave.

DESCOMPACTACIÓN DE LA SUPERFICIE
Las puntas metálicas y flexibles del cepillo penetran suavemente, para no dañar el césped, entre los gránulos de caucho descompactando los rellenos y aireándolos. De esta forma el granulado de caucho se descompacta y la superficie de juego recupera las cualidades técnico deportivas para las que el pavimento fue concebido. Posteriormente se realiza una acción de cepillado.

INSPECCIÓN DE LINEAS DE MARCAJE, PUNTOS DE PENALTI Y JUNTAS DE UNIÓN
Se inspeccionan las juntas y líneas de marcaje así como los puntos más sensibles del terreno de juego como puntos de penalti o áreas de saque de esquina, procediendo a reparar y/o sustituir los que se encuentran en mal estado.

RECEBADO Y RELLENO DE GRANULADO DE CAUCHO
En “zonas bajas de caucho” puede verse alterado el comportamiento biomecánico de la superficie, pudiendo ocasionar lesiones a los jugadores. Mediante la aportación y relleno ocasional de granulado de caucho en estas zonas sensibles, se pueden recuperar las condiciones originales del terreno de juego.

APLICACIÓN DE HERBICIDAS
Dada la estructura abierta, y por tanto muy aireada, las semillas de las malas hierbas dispersadas por el viento, las aves, etc. pueden llegar a germinar en la arena de sílice. Para evitarlo, se utiliza un herbicida de absorción foliar, además de un antigerminativo en los lugares puntuales.